25 de mayo de 2010

Adiós, Maggot

Me niego. Me niego a creer que en menos de dos semanas se hayan ido dos de los grandes. No es justo que nos vayamos quedando huérfanos tan rápido, que nos quedemos sin los creadores de muchos de nuestros sentimientos a pasos tan agigantados. Demasiado jóvenes, demasiado pronto, demasiado buenos, demasiado por hacer…
¿Con qué conciertos podemos soñar ahora? ¿Con quién podemos soñar? ¿Cómo volver a escuchar sus canciones y no pensar que ese sonido está grabado, pensar que realmente ya no está quien lo grabó y quién nos los hace sentir? Cómo puedo volver a mirar las fotos del concierto de este verano y hacerme a la idea de que no se va a repetir…
Me pasó hace unos años con Alberto Madrid. Escuchar los discos y saber que él estaba tocando en ese momento, pero que no lo volverá a hacer. Después hacerme a la idea de que cuando consiga ver a Sôber en concierto él no estará en la batería. Y luego ir al concierto de Savia y faltar él, cantarle y dedicarle las canciones.
Cuando consiga volver a ver a Slipknot, cuando vuelvan a tocar, cuando encuentren a alguien que pueda… hacer lo que hacía Paul, porque no se le podrá sustituir; faltará alguien ahí arriba. Como faltará The Rev, Dio, Alberto, y tantos otros…
Nosotros ahora lo único que podemos hacer es cantarles en sus conciertos, devolverles lo que ellos nos dieron. Como le hicimos a Alberto en el 2008, como le haré a The Rev cuando tenga oportunidad, como le haré a Dio cuando consiga asistir a un Wacken, y como haremos con Paul cuando vuelvan a acercarse.



Qué mejor canción, qué mejor directo y qué mejores palabras de Corey.



Me quedaría este fin de semana en Coruña solo por ir al Sham y llenar la gramola con sus canciones.

24 de mayo de 2010

La madre que lo

Llevamos desde el jueves teniendo días de calor y de sol. De estos días que el aire huele a verano, la gente viste playera aun cuando no hay playa, y piensas que va a ser imposible estudiar así.
El viernes nos morimos de calor en Santiago, el sábado salimos al piso de Iria con la intención de ir luego por el Orzán, de pubs o lo que cayera y no llevamos chaquetas. Yo iba con una falda corta y los brazos al aire y se estaba a gusto en la calle a las 5 de la mañana, cuando nos volvimos al piso. Decían que durante la semana cambiarían las cosas, que no habría tanto calor.
Ayer estuve todo el día en el piso, todo el rato en shorts y con camisetas de tirantes, asada. Hoy por la mañana nos acercamos los del corto al sitio donde habíamos grabado para acabar (el profesor nos pidió un par de imágenes más para completar) y fui sin chaqueta y con unos pantalones finos. No tuve frío, por momentos hasta algo de calor.
Cuando acabamos de grabar y me volví para el piso el cielo se había nublado un poco y el viento venía un poco frío, pero nada más. Comí en el piso en vez de ir a la cafetería porque sobró comida de ayer, y ahora tenía pensado ir a clase a las 4 y media. Aunque tengo Literatura Inglesa y ya hice el examen la profesora dijo que quedaba algo de temario por dar y que siguiéramos yendo a clase. Además. hoy iba a traer a un par de alumnas americanas (aunque llevan todo el curso estudiando en nuestra Facultad y ya las conocemos, de hacer trabajos, de clase y tal) para que nos hablasen de EEUU en general, para hacerles preguntas, o lo que se nos ocurriese.
Comí en mi habitación con la persiana bajada para ver sin reflejos un reportaje de Callejeros que descargué el otro día, y cuando dieron las 4 y 10 cogí el bolso y bajé al portal. Cuando salí del ascensor juro que pensé que los de la limpieza estaban con una manguera limpiando los cristales del portal (son grandes, la entrada es ancha y es cristal de arriba abajo), pero cuando me acerqué vi que no había nadie con manguera, sino que estaba lloviendo.
Llovía, y llueve, como si se fuera a acabar el mundo. Además, estoy escuchando truenos. Llueve a calderos, como cuando se inundaron Cee y Vimianzo (ese día llovió a esta intensidad durante 5 horas seguidas, también es cierto).
Subí a mi habitación y levanté la persiana, y una nube gris y baja había entrado en la ciudad. Ahora estoy viendo como si unos rayos de sol fuesen colándose entre las nubes, pero cuando levanté la persiana estaba todo oscuro.
Parece que va parando, pero tal y como conduce la gente en Coruña cuando llueve (parecen todos primerizos de autoescuela, o que nunca llegaron a aprobar el teórico, porque lo de las preferencias, carriles, pasos, semáforos y así lo olvidan en cuanto ven agua caer), y que son ya y media, no llego a clase. Es una excusa malísima, y quería ir, pero ya no llego.


Es muy posible que hoy se publique mi primera colaboración con Espoileando, sobre Dollhouse. Qué contenta. Voy a empezar a preparar en un rato la de True Blood, que solo quedan 3 semanas para la nueva temporada!

21 de mayo de 2010: El Imperio conquista Santiago de Compostela

Nuestro día empezó cuando llamaron sin previo aviso a las 9 de la mañana al móvil de David. Está teniendo problemas con las convalidaciones en su ciclo, y ya cansados todos del tema (los del instituto, los de Ministerio y él) y le llamaron en persona para contarle qué le faltaba y qué necesitaba hacer. Con los nervios de la llamada, de ver que en unas semanas puede estar todo solucionado (tiene que estarlo, porque se acaba el curso y tienen que convalidarle asignaturas) ya nos despejamos. Decidimos coger el tren de las 12 y media a Vigo, para estar en Santiago poco después de la 1.
Cuando llegamos, ya estábamos asados de calor. Si en Coruña quedaba un día caluroso, en Santiago, sin mar y con todo de piedra, era peor. Entre la llamada y luego ir al tren no habíamos desayunado nada, así que aprovechamos y antes de que se llenasen todos los bares y restaurantes de la zona vieja (viernes+año santo+desfile de Star Wars=petaos, y sin necesidad del desfile también) y comimos prontito. Pasamos por un Lizarrán, y como ya le teníamos ganas a uno de Coruña, no nos lo pensamos mucho y entramos. Parecía que acababan de abrir y estábamos solos, así que pudimos elegir mesa y todo, cosa que en Coruña no se puede pensar; a veces ni se puede entrar (hablo por el Lizarrán de Cuatro caminos, el del Puerto no lo conozco). Comimos unos pinchos muy ricos y para lo que es Santiago, Año Xacobeo y tapería bien de precio. Yo comí empanada de pollo con champiñones, tortilla con chistorra y un bocata de milanesa de pollo con lechuga, tomate y ali oli. Muy rico todo, y quedé llena solo con eso.
El desfile empezaba a las 5 de la tarde y apenas eran las 2 y media cuando acabamos de comer, y ya que estaba cerca, fuimos a la Alameda a buscar una sombra. Después de dar una par de vueltas nos tiramos en un cacho de hierba bajo un carballo (roble) al fesquito. De nuevo, David me sorprendió con su increíble capacidad de quedarse dormido en cualquier lugar y en cualquier situación, porque allí mismo se quedó dormido. No le dio tiempo a hacer una siesta, pero que haya conseguido quedarse dormido allí tiene su mérito.

Fotos del jardín en el que estábamos, que hice mientras él dormía.

Photobucket
Photobucket



Cuando dieron cerca de las 4 fuimos saliendo hacia el Obradoiro. Pensábamos que el recorrido del desfile iba a estar llenísimo de gente, sobre todo si tenemos en cuenta que se iba a hacer por las calles viejas de Santiago y ya de por sí son estrechas; así que decidimos ir directamente a la plaza del Obradoiro a esperar a que llegasen las tropas, los caracterizados, y Vader diese su discurso. Cuando llegamos, después de hacer una parada para ponernos protector solar y así (yo resisto el calor y el sol bien, pero mi niño es bastante sensible a él) la plaza estaba casi vacía. Encontramos sitio para sentarnos en una de las columnas del soportal de la casa del Ayuntamiento y todo.

Photobucket
Photobucket
Photobucket
Sentados, esperando y matando el tiempo. Y yo probándome el gorro, que estaba de estreno, Claire's, 1€ xD Me recordaba mucho a Oliver Twist xD




La plaza ya estaba dividida por unas pocas vayas. No se podía pensar que estaban puestas a modo de muro de contención de la gente, porque además de espaciadas, eran pocas y débiles. Pero, sinceramente: quién querría perderse el momento en el que Vader entra a la plaza del Obradoiro con la Marcha imperial sonando de fondo. Qué inocentes somos.
Poco a poco se fue llenando de gente, y nos llegamos a encontrar con unos conocidos-amigos de Coruña. Nos dijeron que habían pasado la tarde en el backstage porque una de su grupo de amigos iba caracterizada y la habían estado pintando y así. Nos dijeron que había un montonazo de Stormtroopers, y mucha gente muy bien vestida. También que ya estaban desfilando por las calles viejas.
A los pocos minutos entraron los jawas, algunos jedi y mil Leia en la plaza. La gente se abalanzó a las vallas como en los conciertos, pero pudimos encontrar un hueco desde yo pudiera ver un poco y David, como es alto, no tuviera problemas. Con ellos iban unos cuantos fotógrafos autorizados y algunos corresponsales de prensa, y gente que se había colado al entrar en la plaza porque se habían mezclado con ellos por las calles. La gente de dentro de las vallas vio otra gente dentro, y fueron entrando, entrando, hasta haber tanta gente de calle dentro de la zona de los caracterizados que era imposible distinguirlos. Los que estábamos todavía dentro de las vallas nos empezamos a cabrear, porque no fue una ola de gente la que entró y luego se retiró, sino que después de colarse y hacer las fotos se quedaron allí plantados. Empezamos a gritarles que se apartasen de ahí, que todos queríamos ver, pero ninguno se dignó ni siquiera a mirarnos.

Photobucket
Photobucket
Photobucket
Photobucket

Lo que veía yo, levantando la cámara hasta donde me llegaban los brazos xD


A quien sí conseguí ver cuando pasó y me quedé babeando por él fue el niño pequeño, chupete incluido, vestido de ewok. Estaba para comérselo!

Photobucket



Seguimos gritando, cada vez más cabreados, mientras llegaban los Stormtroopers y yo apenas conseguí ver un par de ellos. Sinceramente, creí que había más bien pocos. Ahora viendo fotos y vídeos de la gente que sí llegó a ver algo veo que eran mil y pico, muchísimos. Pero apenas vi pasar a unos pocos. La gente seguía colándose y entorpeciendo, y poco les importaba lo que se estaban cargando o que los de dentro, los que no estábamos comportando, no pudiésemos disfrutar.
Pasaba el tiempo, y bajo el sol, con el cabreo, y con toda la gente alrededor nos empezamos a agobiar y nos fuimos de donde estábamos. Cuando ya estábamos por volver a buscar un sitio para sentarnos, apareció Vader en la plaza, o eso parecía. Sonó por megafonía un fragmento pequeñísimo de lo que creo que era la Marcha imperial, así que intentamos encontrar otro sitio.
Volvimos a acercarnos a las vallas, pero ya fue imposible. Me puse detrás de un hombre que tenía una réflex más grande que yo misma, y vi cómo sacaba una fotaza impresionante: la fachada completa de la catedral (pero completa completa, que es muchísima xD) con solamente una fila de Stormtroopers formando. Solo eso, consiguió evitar a la gente. Preciosa la foto, espero verla colgada por Internet o algún sitio, pero quiero volver a verla, y si la consigo, juro que la imprimo y la pongo en un marco. Estoy enamorada de esa foto, llevo pensando en ella desde el viernes. Si alguien lee esta entrada y la ve… por favor, los comentarios están abiertos también a anónimos xD
Como yo ya no llegaba a hacer fotos ni levantando la cámara por encima de mi cabeza, David empezó a sacar fotos. Tenemos que aprender a usar bien su cámara, a configurarla o algo, porque no saca las fotos todo lo bien que debería sacarlas, así que las hizo con el móvil (que tiene una calidad bastante buena), mientras yo veía como Darth Vader pasaba revista a las tropas por la pantalla de cámara de un tío de las primeras filas de dentro de las vallas. Parece ser que en ese momento sonaba por la megafonía el discurso que Constantino Romero grabó expresamente para el evento, aunque yo no llegué a escuchar nada. Está colgado en youtube:


Photobucket
Photobucket
Photobucket


Después del discurso y de la escena de Vader era cuando, en teoría, el público podía asaltar a los caracterizados para acosarlos a fotos. Así lo hicimos. Pensamos que tenían que estar muertos de calor, y que sería normal que pasasen de nosotros. Sin embargo, nos encontramos de casualidad con un Stormtrooper que estaba intentando escapar de la gente y accedió a hacerse una foto con David. Es más, dos, porque la primera no le gustó a un amigo del Stormie y le mandó repetirla.

Photobucket


Con la foto con el Stormtrooper hecha y todo el pescado vendido, pensamos en irnos ya. Estábamos agotados de estar de pie y al sol todo el día, y teníamos un tren en poco menos de una hora. Yo dije que ya que estábamos podíamos ir a ver la catedral, porque juntos todavía no habíamos ido. Pero este año no dejan entrar con mochilas, y llevaba yo una bolsa-mochila y David una mochila con sus cosas y bebida, además de que es posible que mucha de la gente que había allí pensase lo mismo. Santiago nos queda a 40 minutos en tren, y tenemos muchos fines de semana y vacaciones para ir a ver la catedral, así que fuimos directos para el tren.
Cerca de las 8 y media llegamos a Coruña. Con la foto, agotados y contentos.


Hay más fotos en mi Facebook, en un álbum que dejé abierto a todo el mundo: Marcha Imperial en Santiago de Compostela (21/05/10)


A la organización del evento no hay que darle más que las gracias y las felicitaciones por, con tan poco, haber conseguido tanto. Al Ayuntamiento hay que decirles que aunque seamos cuatro frikis, es un evento con importancia histórica y mundial, y que un poco de colaboración no cuesta nada. Tampoco un poco de seguridad y organización, como no dejar que el público salga de su zona cuestan nada. Y como dicen en su página web: En 2013 se celebran 30 años de El Retorno del Jedi. Vamos avisando, instituciones.

22 de mayo de 2010

Imperial Stormtroopers en Santiago

…o cómo la gente puede cargarse un evento único.


Sí. La Marcha Imperial, evento único e irrepetible en Santiago de Compostela, fue una… por decirlo claramente: una mierda. La culpa se le puede echar a mucha gente. Yo opto por todos los MALEDUCADOS, DESCONSIDERADOS, EGOÍSTAS e IMPACIENTES que interrumpieron la “interpretación” desde el primer momento.
Lo que se tenía pensado hacer (fuente: la página web oficial) era un desfile ordenado por las calles viejas de Santiago para acabar delante de la plaza del Obradoiro, la fachada de la catedral. Primero los jawas, luego personajes varios y para acabar las tropas imperiales y Darth Vader. Allí Darth Vader pasaría revista a sus tropas mientras un grupo de gaitas interpretaba la Marcha Imperial. Luego, se indicaría que el evento está acabado, y la gente podría entrar a acosar a los caracterizados para sacarse fotos con ellos.
En la página son muy claros con las instrucciones para cada rol: los participantes en el desfile, el público y los fotógrafos, que tenían que estar acreditados.

Ahora, lo que realmente fue:
Bajo un sol de justicia en la plaza del Obradoiro se fue juntando gente desde poco antes de las 4 de la tarde. Los límites de la plaza estaban marcados con unas pocas vayas, tanto la zona del público como la zona destinada a los caracterizados. La gente iba y venía, normal. No recuerdo cómo fue, que de repente mucha gente se levantó del suelo (estábamos todos sentados sudando) y se fue casi corriendo a las vallas. Me recordó a cuando en los conciertos los seguratas se acercan a la zona de vallas para empezar a dejar pasar gente. Para cuando llegamos nosotros a las vallas los primeros jawas, jedi, Leias y moradores del desierto estaban paseando por la plaza.
Junto a ellos decenas y decenas de personas vestidas de calle. En un primer momento pensé que eran los padres de los jawas (muchos eran niños pequeños), pero esos padres no se apartaban y se sacaban fotos con esos mismos jawas.
Decenas y decenas de personas invadían la zona de los caracterizados para correr a sacarse fotos con ellos, o simplemente estar en medio allí quietos. De toda la gente con cámaras y paseándose por allí habré visto a dos personas con la pegatina de la acreditación. Con tanta gente, y sin hacer nadie nada para sacarlos de allí (digo las “fuerzas oficiales”, porque desde las vallas ya les gritamos bastante) aquello no pudo hacer otra cosa que degenerar.
Creo que en cierto momento les dijeron a los colados que se fuesen de allí, y se limitaron a tirarse en el suelo delante de las vallas. Bueno, eso los más decentes, porque otros se andaban levantando y caminando por allí. Desde luego, desde el sitio donde había que estar, detrás de las vallas donde estábamos el resto, no se veía nada. Sacando que con la gente que tenía delante mi campo de visión estaba bastante limitado, hay que sumarle la marabunta de gente que había entre las personas caracterizadas. Imposible de distinguir nada. Me dio tiempo a ver a un par de críos vestidos de jawa, a un niño muy rico de Ewok y poco más. Escuché hablar de un Chewbacca que iba muy bien, al igual que un Boba Fett y una Mara Jade logradísimos. Nada. Estaban sepultados por acosadores.

Llegó Darth Vader, pasó una especie de lista, las gaitas apenas se oyeron, y… entonces tendría que haber una especie de avalancha o algo así de la gente, para pillar a los personajes y sacarles fotos. Pero, ¿más gente allí dentro? ¿Qué diferencia habría, si ya estaban todos invadiendo las zonas que no eran?

Lo bonito del desfile habría sido ver a Vader entrar en la plaza del Obradoiro mientras las gaitas tocaban la marcha imperial. No se notó que entró en la plaza, y conseguí distinguirlo porque delante de mí había un tío con una cámara de vídeo en el aire y lo veía en la pantalla de su cámara.
Cuando los Jedi entraron en la plaza, unos se acercaron a donde estábamos en las vallas y nos dijeron que cuando Vader entrara en la plaza teníamos que gritar que viva la República y muerte a Vader. También tendríamos que abuchearlo y silbarle. Es más, nos mandó practicar con él, y luego se fue a otro sitio a gritar con la gente. Claro, cuando Vader llegó nadie abucheó ni gritó, es más, creo que hubo aplausos. Caso a los Jedi, 0. Para qué, ya puestos a reventar actos…

Me da una pena y una impotencia terribles que esta gente haya conseguido deslucir el día. La mayor parte de ella estoy segura de que no le importaba Star Wars, y lo que está hablando David con una amiga suya me lo confirma. La gente que queríamos disfrutar del desfile y de Vader dando órdenes, la marcha imperial versionada por las gaitas… éramos los que estábamos detrás de las vallas. El resto, que no le importaba nada (y queda demostrado)… no le importaba nada.
Y la policía, con las porras guardaditas, mirando el percal. Mal por ellos, pero mucho peor por todos los asaltantes y acosadores. Tenemos una edad y no necesitamos (o en teoría es así) que nos diga la policía dónde tenemos que estar y dónde no.

En fin. Dejo esta entrada a modo de desahogo, y por si alguno de esos desconsiderados busca en Google crónicas de su hazaña, lea lo que todos pensamos de él y de todos los que se cargaron el día. Muchas gracias a todos. Muchas gracias por cargaros el día. Ahora estaremos toda la vida imaginando lo grande que pudiera haber sido, en vez de haberlo vivido y modificado en la memoria con el paso del tiempo. Ahora siempre será un gran día en nuestra memoria.
Gracias, en serio.


Mañana o el lunes a ver si estoy un poco menos enfadada y decepcionada con la gente y escribo cómo nos fue el día.

20 de mayo de 2010

Marcha Imperial!!

Mañana por fin llega el día que llevo meses esperando con esa sensación de “no puede ser verdad”. “Veo carteles, la gente habla de ello, pero no puede ser verdad, es una broma gigante que nos vamos a comer con patatas”.
Mañana, por primera y posiblemente única vez en toda la Historia, se celebrará en Santiago de Compostela una Marcha Imperial de Stormtroppers para celebrar el 30 aniversario del estreno de la película El Imperio Contraataca. Con el novio que tengo, y aunque hasta hace unas semanas no estaba casi puesta en el tema (para qué negarlo, es verdad), y celebrándose tan cerca, no podíamos faltar.
Llevo unas semanas viendo las películas (de momento tengo vista y comentada la trilogía antigua, aunque le tengo ganas a la nueva, de la que vi una película en la ESO y no me enteré de nada, salvo de que en la habitación de Amidala –creo- entraban tarántulas xD), poniéndome en el tema, y aunque mucha gente me criticaría por ir de acoplada y de sabionda cuando hace unos meses pensaba que la primera película que había salido era el Episodio I, voy a ir. Tiene que ser impresionante, además de precioso.

Cuando nos enteramos vimos que se iban a hacer talleres para hacerse los trajes más o menos reales de los Stormtroppers, y quisimos apuntarnos. Por estatura yo pegaría más como Jawa, pero el traje de Jawa es relativamente fácil: una túnica marrón con capucha y unas correas cruzadas. Se nos fue lo de los Stormtroppers, se nos vino el tiempo encima y al final no preparamos nada. Parte del problema es que, a pesar de disponer de los patrones y de saber cómo hacer los trajes, no tenemos material. Las telas se podrían conseguir, pero no tenemos quien nos arme el traje, ni siquiera una máquina para intentarlo nosotros. Pensé por unos segundos en la señora que me hizo el traje de oveja/conejo, pero no me lo tomé ni en serio. Hace unos años, una amiga de mi suegra le hizo un par de “túnicas de Sith” a David, y se vio que tampoco se podía contar con ella –mirando los trajes y los patrones también es el traje más difícil xD.

Así que mañana iremos de calle, fresquitos (por favor, que siga este sol), y solamente a mirar. Saldremos al mediodía en tren, y contamos con comer en Santiago para quedarnos durante toda la tarde para volver cuando acabe todo. Traeré muchas fotos, y a ver si encuentro algún Jawa-niñovestidodeJawa para hacer la gracia (lo que molaría con los Ewoks, pero a ver quién es el valiente que se viste de eso con los dos días que llevamos xD). Ya dicen en la página cuándo el público puede acercarse para hacerse fotos con los caracterizados, que sé de alguien que quiere una con Darth Maul xD

Y a la vuelta sigue la fiesta friki. El viernes Marcha Imperial, y el sábado y domingo ExpOtaku en Coruña (tan cerca de mi piso que se puede ir caminando xD). También es la primera vez que se hace algo así en Coruña, así que a ver si está bien montado nos pasamos una tarde dando paseos por allí.
Por la noche del sábado hay fiesta-celebración en casa de una amiga, que acaba de conseguir vivir sola definitivamente (o eso esperamos) y hay que estrenar el piso. Para acabar con la frikada, en el Hangar18* creo que también tienen organizada cosa friki. Por lo que decían van a pasar durante toda la noche canciones de las series míticas de la gallega y del Xabarín Club (somos la Xeración Xabarín**, se nos llama así oficial y académicamente xD) y de videojuegos, y sus versiones metaleras. Creo que también van a hacer concurso: quien primero suene la canción que suena, caña gratis. No voy a acertar ninguna porque gente que se viciaba más al Xabarín que yo las hay a patadas, pero tienen que ser unas risas. Ya me veo toda la noche cantando Oliver y Benji, Doraemon, Dragon Ball, Candy-Candy, Sailormoon, Detective Conan, Heidi, y demás animes con los que nos criamos.

Se avecina un fin de semana movido, porque el domingo sigue abierto el ExpOtaku, y la entrada del sábado vale para el domingo. También está el Espacio Coruña a un paso, y con este tiempo… a ver si me doy un último fin de semana movido antes de empezar el encerramiento para exámenes (que tengo que hacerlo, porque sino no va a aprobar nadie).




Por cierto, y porque se me acaba de ocurrir. Ya sé por qué estoy incómoda últimamente con mis compañeros de piso, aunque ya se me haya pasado el cabreo por la discusión aquella y por el morro que le están echando algunos (por lo que me cabreé en la discusión xD). Estudian demasiado. Sus carreras les obligan a estar muchas horas encerrados en sus habitaciones, dejándome sola y aislada todo el día, a veces tardo en verlos una semana. Me siento sola viviendo con ellos. Aunque no es vivir sola, porque noto que hay gente y tengo que cumplir con la limpieza y todo eso.
Me siento sola.






Hasta lunes, si seguimos vivos!


*Pub metal Hangar18, en el Orzán, al lado del RocknRoll, en la misma calle que el Copyright.

**El Xabarín Club era (y es, aunque haya cambiado mucho) un programa de las tardes en la TeleGaita que ponía series infantiles. Todos los niños de Galicia (o casi todos) sabían que después de llegar del colegio por la tarde tenían tiempo de hacerse un bocadillo y sentarse delante de la tele, porque empezaba Dragon Ball. La Xeración Xabarín Club somos los chavales que ahora tenemos 26-19 años (yo soy de las últimas) que al llegar del colegio veíamos anime doblado al gallego y nos criamos con esas series. Prácticamente toda la gente de mi edad se sabe las canciones del principio de Dragon Ball, todos saben qué era Sailormoon (alguno confiesa que le gustaba), y el "peto máxico" de Doraemon, aunque ninguno llegamos a ver el capítulo final. Creo que la TVG se saltó ese capítulo para evitar traumas xD
El Xabarín también se caracterizó por las canciones de rock bravú subtituladas con gheada y seseo, que también todos nos sabemos.
Como nos dijo el director del Xabarín desde que empezó hasta hace un año: "no es que solo pusiéramos anime, como mucha gente dice. También poníamos series europeas. Pero si emitimos dos capítulos por día, las series europeas en dos semanas están acabadas. En el anime los capítulos se cuentan por cientos, por eso duraban tanto y lo poníamos tanto".

18 de mayo de 2010

Adiós antibióticos y Espoileando

Estos días tuve otras cosas que contar, o se me fueron las ideas, así que no seguí contando mis penas con el pie. A nadie le interesan, lo sé, pero es casi lo más interesante que me está pasando últimamente.
Ya conté que tenía que ir a buscar un podólogo y todo eso. Ya fui y pasaron cosas desde ese día.
En realidad es una podóloga, y estuve genial con ella. Muy amable, y muy delicada a la hora de apretarme el dedo y fozarme en él. Me hizo gracia que tuviera una máquina como la de los dentistas, como una aguja muy gorda que expulsa aire, pero para pies. Me estuvo mirando y mirando un buen rato, probando a ver dónde me dolía y dónde no, cómo supuraba y haciéndome preguntas y así. Se sorprendió cuando le dije que ya había acabado un bote de crema entero y seguía así.
Creo que estaba un poco desconcertada. La uña no está encarnada, sino que está normal, aunque sí los hongos están ahí. Sin embargo, la infección, sin una gran causa aparente, sigue ahí y no se va. Después de mirarme y tocarme, y probar, acabó por decidir que era por la forma de mis pies:

Tengo el puente del pie demasiado marcado, y el articulación de la que nace el dedo gordo está más abajo del resto de nacimientos de dedos, en ambos pies. Esta forma hace que los dedos gordos se queden como apuntando hacia arriba, y al caminar, las uñas me rocen con los calcetines y los zapatos. Si el dedo ya estaba dañado por un golpe (es muy posiblemente que me diera alguno y no lo recuerde) o mismamente por los hongos, es muy fácil que al estar dándole pequeños y continuos golpecitos a la uña repercutan en la matriz de la uña, donde tengo la infección, y le hagan daño. Por eso me duele el dedo y por eso la infección no se va.
Como cura me puso como un algodón-fieltro cuadrado bajo la articulación del dedo para, al pisar, corregir esa forma que me hace. Y con esto, los antibióticos, cremas y demás historias, debería curarse.
Y tengo que volver a ver cómo está la cosa el viernes. Pero como el viernes iré a Santiago al desfile de Stormtroopers, le llamaré y le diré que voy el jueves o el lunes.

Y mañana por la mañana tengo mi último sobre de antibióticos! A las 8 de la mañana que va a sonar el despertador para acabar con la esclavitud del reloj y de ir a la cafetería a comer con una botellita con un poco de agua para poder mezclarlo. *


Cambiando de tema radicalmente, hoy me puse en contacto (por fin) con los que llevan Espoileando para decirles que estaría interesada en colaborar con ellos.
Suena más importante de lo que es, por lo menos para mí xD Mi novio y unos amigos estaban en un foro de descargas de series, y a raíz de ese foro, otra gente que también estaba allí hicieron un blog para ir comentando series, hacer reseñas y así. Llevan un tiempo siendo solo un par de ellos, y como ya hice mis comentarios de Dollhouse y de True Blood (también de Castle, pero no es un comentario para esa clase de blog xD) pensé en cederles los textos. Estuve por la tarde-noche hablando con Rainor para hacerme autora del blog, hablando de cómo podríamos hacer para incluir esos comentarios y qué poner y qué no poner en los comentarios… esas cosas. Ellos encantados, yo encantada.
Así que ahora quiero rehacer el texto de Dollhouse, y darle un poco más de chicha; añadir las fotos que descarté para True Blood (vampiros cachondones, sobre todo) y a ver si me pongo a comentar alguna otra serie que haya visto o esté viendo.

Además, también este fin de semana me cortaron un poco el pelo. Sin foto de antes y después casi no se aprecia, pero una foto con el corte recién hecho es la que subí a Facebook con David este fin de semana, del sábado en el Sham. Me encanta, todo capeado, liso y suave *-*

Mañana volvemos a llevarle al profesor los vídeos para el corto. No lo conté, creo (no tuve tiempo, tengo demasiadas entradas pendientes), pero tuvimos problemas de formato y tuvimos que dejar las cosas la semana pasada un poco en el aire. Mañana (o pasado, no sé) le llevo los vídeos que le grabé a los Seasides y el otro día por Coruña, a ver qué le parecen, a espera de hacer más (si la lluvia lo permite).
El miércoles tengo el primer examen, un parcial-final de Literatura Inglesa. También será el último día que tenga que volver un miércoles o un lunes por la tarde a la Facultad, porque se acaban las dos asignaturas que tengo esos días después de comer. Por fin. Aunque ahora tendré que volver a cocinar y fregar platos xD



*Todo esto lo cuento por las enfermeras y demás hipotéticos lectores de la rama que me leen, que quizás a ellos les interese. No sé, no me parece frecuente que una herida en un dedo venga dada por la forma del pie, o por lo menos a mí no se me había ocurrido, aunque sí sabía que mis pies tienen una forma diferente a la de muchas otras personas. Soy consciente de que puede llegar a ser un tema un poco asqueroso, si no fuera por esta razón posiblemente no hubiera contando más que estoy harta de tener que estar pendiente de la hora para tomarme los antibióticos.

16 de mayo de 2010

Fallece Dio

Hoy nos ha dejado uno de esos músicos a los que la palabra grande se les queda pequeña. Ronnie James Dio, además de un tío simpático, carismático, amable y educado, fue uno de los grandes del metal. Tuvo un par de bandas propias, cogió a Black Sabbath cuando Ozzy la dejó, y es uno de los primeros en el Power Metal. Además, a él le debemos el gesto de los cuernos en el heavy metal.
Hace unos meses, en noviembre del 2009 se le diagnosticó cáncer de estómago, y hoy la enfermedad le ha vencido.
Ya no lo tenemos físicamente, pero estará siempre presente en la música, en los dragones, en las espadas, en cada solo, en cada cuerno. Descansa en paz, Dio.


Photobucket




En este vídeo en uno de los documentales de Sam Dunn (otro de mis dioses). También aparece en una película que comenté hace poco aquí, interpretándose a sí mismo.




*Gene Simmons, integrante de KISS

Fuentes: ronniejamesdio.com, Wikipedia, A headbanger's journey.

13 de mayo de 2010

Hasta me cago en la madre que la dio.

Hoy salí de clase a las 6 y cuarto, quizás un poco antes. Mañana no tengo clase, luego es fin de semana, el lunes es festivo en Galicia y no abre la Facultad, y el miércoles tengo un examen. Como los apuntes de esa asignatura me parecen muy cutres (lo que dieron los profesores en clase) pensé que sería buena idea ir a la biblioteca y coger un par de manuales generales y simples para completar, o por lo menos para ir más segura al examen.
Fui a la biblioteca y en el catálogo online miré las referencias de los libros, y fui a buscarlos . Mi gran sorpresa cuando los que tenían una pinta más didáctica, y que había nombrado la profesora en clase (“aunque no los conozco, la verdad”) no estaban en su sitio. Al ir a buscar más referencias para encontrar otros manuales, me fijé en esos libros que faltaban. Los dos a por los que había ido en un principio estaban prestados, y vencen dentro de dos lunes. Los préstamos de la biblioteca de la UDC son de dos semanas.

Así que la lista de mi clase (porque sé que fue ella, porque siempre hace lo mismo), volvió a salir de clase el lunes pasado callada como una zorra, fue a por los libros y sin decir nada a nadie, no fuera a ser que quisiéramos fotocopiar algún capítulo, los cogió y los llevó a su casa. Qué más da si todos tenemos los mismos apuntes de mierda y quizás otro compañero quiere completar los suyos, o ampliar, o lo que sea. Para qué hay una fotocopiadora dentro de la biblioteca, si podemos arramplar con los libros que queramos y mirarlos tranquilamente en casa, en vez de ocuparlos durante diez minutos como mucho y luego dejar que otra persona los aproveche. Que es un manual de literatura, no un libro. Nos interesan dos capítulos como mucho, no el libro al completo.
Ahora estoy de acuerdo con el profesor que, como había solo un ejemplar de un libro obligatorio, pidió a los de la biblioteca que solo permitiesen el préstamo en sala. No nos conocía, pero esta mujer no puede ser una especie única. Que algunos se tuvieron que joder y leerse el libro en una mesa, vale, pero por lo menos pudieron leerlo.


Entre esto y lo de mi piso va a parecer que soy una mujer sacrificada y que el mundo está en mi contra. No es así, o por lo menos espero que no parezca que voy de víctima sacrificada, pero hay actitudes egoístas que me joden, y mucho. Porque justamente para estas cosas tenemos la fotocopiadora, y si todos teníamos los mismos apuntes y el mismo examen, no sé cómo puede cogerse los libros tranquilamente y llevárselos, dejando al resto en pelotas.
No sé si alguno más de mi clase fue a buscarlos, pero supongo que sí, porque varios nos quejamos con miedo por la calidad de los apuntes.


Ahora, a tirar de Wikipedia y que sea lo que Dios quiera.

11 de mayo de 2010

Un fin de semana movido - Diario 30

Después de la tontería de esta mañana de los calcetines (es real, y la cara de tonta que se me quedó todavía más xD), voy con cosas un poco más tochas y aburridas, de esas que realmente no interesan a nadie pero que me gustará releer dentro de algunos meses.
Este fin de semana hicimos desde la UCV la primera sesión del primer Ciclo de Cine. Este trata sobre música e imagen, e intentamos juntar un poco todo. Hablo en plural porque en los papeles aparece mi nombre como colaboradora, aunque no haya hecho nada. Con la UCV sí estoy intentando proyectar cosas para el verano (cuando tenga tiempo y esté en casa, no bailando entre buses y coches) y textos escritos, pero en el cine no tuve mucho que ver. El caso es que primero se proyectó una película documental (“I feel like going home”, traducido como “Nostalgia del hogar”), que trata sobre los orígenes del blues en cuanto a género propio y sus orígenes genealógicos, de cómo llegó esa música desde África y fue evolucionando. Me gustó la película, y sobre todo la música. Me gusta el blues aunque no sea algo que escuche normalmente.
Después de la película, el grupo The Seasides (miembros de la UCV y promotores del Ciclo xD) hicieron un pequeño concierto tocando canciones que habían aparecido en la película o que tenían relación con ella. Luego hicieron colaboraciones con quien fue nuestro profesor de filosofía (y quien nos acercó al blues, por lo menos a mí) y para rematar una jam session cortita.
Vino más gente de la que esperábamos (o por lo menos yo), teniendo en cuenta la clase de evento que era, en el sitio que era, y que no ofrecíamos comida gratis. La gente de mi pueblo son muy de pasar de las cosas que se organizan, por muy buenas que sean. Mi pueblo tiene un grupo coral bastante bueno, con buenas relaciones a nivel gallego, y se organizan concentraciones de corales bastante buenas, pero la gente pasa de ir. Muchísimas veces se hacen representaciones teatrales entretenidas, buenas, para todos los públicos, y con entrada gratuita, y vamos los 4 de siempre: las 3 viejas que se apuntan a un bombardeo, cuatro o cinco niños, y yo. La gente simplemente pasa. Este viernes vinieron sobre todo amigos, conocidos y padres, pero aún así juntamos más gente de la que esperaba. Y no parecían demasiado aburridos xD
Después del concierto recogimos todo, y resguardados en la puerta de la Casa de la Cultura (donde habíamos montado todo) con un par de armónicas y una guitarra se montó casi lo que más me gusta de hacer estas cosas: esos pequeños conciertos tocados simplemente porque apetece, porque hay una guitarra delante y gusta tocar la guitarra. Y si es de manos del guitarrista que había, mucho más. Pasan los años y si cuando lo conocí tocada que daba miedo, ahora es que no tengo palabras para describirlo. En el concierto tocaron I can’t be satisfied de Muddy Waters y la estoy buscando en Youtube para ponerla al acabar la entrada, pero nada de lo que encuentro me gusta porque una vez escuchada su versión…
También me dejaron grabarlos durante el concierto para añadir luego al corto. No solo se dejaron grabar sin ningún problema por su parte, me pidieron un par de fotos cutres con la cámara de vídeo para añadir a la web de la UCV. A ver si casa lo que estuve grabando con el corto y saco un poco de provecho de andar cargando con la cámara todo el día xD

Llegué a casa cerca de las 3 de la mañana, muerta de frío y de cansancio. Tuve el tiempo justo para saludar a David por el msn (al pobre lo había tenido abandonado todo el día) y me fui a caer muerta en cama.
El sábado me desperté a las mil, poco antes de comer, y por la tarde quedé con Silvia. Ella tenía mi regalo de cumpleaños y yo tenía el suyo, así que hicimos cambio. Ella me regaló un burrito de peluche hecho por ella (qué precioso es *-*) y una libreta con un cerdito universitario y una vaca con aspas xD y yo le regalé dos pares de pendientes: unas ranas hechas como de fimo y unas mariposas de plata que tendré que ir a cambiar porque lo mismo pensó otra persona xD A ver si le encuentro pareja a las ranas, unas vacas estarían genial xD
Como el sábado durante todo el día estuvo diluviando (no lloviendo, diluviando) nos sentamos en un bar al lado de la ventana y nos pusimos a charlar. Durante cuatro horas salieron cotilleos, paranoias, y muchos culebrones que vivimos hace unos años, y que yo casi había olvidado. La conclusión de la tarde fue: “suerte que somos de las que salimos poco, porque llegamos a salir todos los fines de semana y nos contratan para una telenovela sudamericana”.

El domingo nadie venía a Coruña y podía traerme, así que me acercó mi padre. Coincidió con que se me acabó la pomada antibiótica para el dedo, y al ser antibiótica, preferí que un médico me lo viese antes de comprar otro tubo; así que de paso pasamos por el PAC (trabaja mi padre allí, para este caso, en Coruña, hubiera ido al centro de salud xD). Me lo miró un médico, y después de darle unas pocas vueltas decidió que tenía que quitarme la parte de la uña que me está causando la infección allí mismo. Entre mi padre y yo le convencimos de esperar un día más, que en Coruña me buscaba un podólogo y que él mismo ya haría el seguimiento hasta que se me curase. Así que solamente me recetó unos antibióticos orales, un protector para el estómago por si los antibióticos me desajustan algo, y otra pomada nueva para el dedo. Y “ve al podólogo cuanto antes ¬¬’”.
Tuve suerte de librarme de que me quitase la uña allí mismo, con el asco y la grima que me dan las uñas en general, y el tío ya tenía la anestesia en la mano cuando le convencimos de que no lo hiciese xD
Y hoy fue un día normal, salvo que al salir de clase por la tarde fui hasta la Plaza Pontevedra a buscar podólogo y me perdí. No en la calle, no es que no encontrase el portal; me perdí dentro del edificio donde tiene la consulta el podólogo. Lo mío no tiene nombre. Primero el calcetín y luego el edificio.
Por cierto, qué sitio más… da miedo. Pasillos estrechos, oscuros, con ventanas de estas de cristal no-transparente, que dan luz pero poca, y las puertas de os pisos metidas en rincones y esquinas raras… era muy chungo.

Y ahora debería irme a dormir, porque en 4 horas me suena el despertador para la siguiente toma de antibióticos y debería tomarlo con el estómago lleno, es decir, desayunada. Pero no sé si es eso, o qué fue, pero me dio unos gases tremendos y siento mi estómago como si fuera un globo y fuera a salírseme por la barriga xD

Tengo que ordenar un poco mi habitación y sacarle fotos al burrito de Silvia, ya las subiré cuando las tenga.

Y sin más, Muddy Waters:



10 de mayo de 2010

Anxo y los calcetines

Anxo tiene frío en los pies antes de ir a dormir, aunque sea mayo. Anxo piensa que será una buena idea ponerse los calcetines de lana de montaña por encima de los calcetines normales, como durante el invierno.
Anxo tiene un dedo del pie izquierdo mal. Se pone el pijama, se saca su calcetín de algodón, se pone la crema en el dedo, se venda el dedo y se pone de nuevo el calcetín de algodón. Se da la vuelta para coger el calcetín de lana que hay encima de la cama, pero solo encuentra uno. Los calcetines vienen normalmente de dos en dos, así que falta uno. Se habrá caído debajo de la cama. No está ahí. Estará en la silla junto al otro montón de ropa. Tampoco está ahí. Sigue buscando un poco, a la pata coja, con el pie izquierdo en el aire, por toda la habitación. No lo encuentra.
Anxo piensa que entonces cogerá otros calcetines de lana de montaña que tiene en el cajón de la ropa interior, y que buscará el calcetín desaparecido cuando sea de día y no tenga frío. Coge el otro par de calcetines, se sienta en la cama, levanta el pie derecho para ponerse el nuevo calcetín por encima del de algodón, pero se encuentra con un calcetín de lana ya puesto.

Mira dónde estaba el calcetín que no encontraba.

6 de mayo de 2010

Todo es un fracaso

Hoy es uno de esos días en los que el mundo se me viene grande. De esos días en los que no puedo parar de recordar todo lo que estoy fracasando en lo que me propongo, y en parte también siento esa impotencia de no poder, o no saber, hacer nada para cambiarlo.
El otro día me acerqué a una nueva autoescuela y les pregunté sobre qué papeles tendría que llevarles para poder acabar de sacar el carnet con ellos. Aunque estemos en mayo y en dos semanas empiece a estudiar en serio y no vaya a tener tiempo. Con mi otra autoescuela no quiero volver (no tengo la decepción tan reciente, pero la recuerdo y me niego a volver a vivirla), así que si no me da tiempo a sacarlo en el tiempo que me queda hasta los exámenes (empiezo los gordos cerca del 11 de junio) a lo mejor puedo arañar algunos días de julio para acabar. Más ya no puedo alargar el carnet, es demasiado tiempo.
Por otro lado, y el desencadenante de que hoy esté así, es el mismo tema del cuatrimestre pasado (entrada A examen): este cuatrimestre falté bastante a clase, y entre otras cosas, tengo que ir a examen, junto a más personas de mi clase (que, por cierto, no faltaron tanto). ¿Por qué? Porque el jueves pasado hicimos un comentario de un poema en clase (“Voy soñando caminos”, de Machado) y no nos salió bien, lo que significa que, en vez de tener un mal día o atraversársenos el poema, como puede pasar, no tenemos el nivel suficiente para poder librarnos del examen y hacer un comentario completo solo a modo de trabajo de evaluación.
Personalmente, si falto a clase no es porque me guste. Llevo meses con la ansiedad desvelándome, sin dejarme dormir hasta las tantas de la mañana (esta semana estoy consiguiendo dormirme cerca de las 3, y es todo un logro), por lo que por las mañanas no soy capaz de levantarme (además de la impotencia, la tristeza y la culpabilidad que me entra cuando no tengo voluntad ni cuerpo para levantarme), así que tampoco de asistir a clase. A las asignaturas que tengo por la tarde fui a todas. No sé si falté un día a Hispanoamericana, un par de días a Lite Inglesa y otros dos a Lite Norteamericana, en contraste con la de meses que hace que no piso Historia del español, que es a las 9 y media de la mañana.
El poema del que tuvimos que hacer el comentario el otro día en clase lo habían hecho uno de esos días en los que no pude ir. Me encontré con ese poema por primera vez en mi vida y tenía que hacer un comentario completo improvisado en dos horas, mientras el resto de mis compañeros lo habían preparado en casa una semana antes, lo habían vuelto a hacer en clase, y contaban con los apuntes que habían tomado sobre él. Mis apuntes estaban en blanco. Sé que no estuve y que tendría que haber ido, pero no me parece realmente justo que tanto ellos como yo tengamos los mismos criterios de corrección. Si a mí me hubiesen pasado una hoja con la métrica, la rima, los acentos y demás cosas señaladas en el propio texto (como tenía la chica que estaba delante de mí haciendo el comentario) yo tampoco tendría que ir a examen porque lo hubiera hecho bien.
Siguiendo en mi problema y en por qué no quiero ir a examen, hay otra chica que hizo el comentario “muy bien” y que no tiene que ir a examen pese a haber faltado mucho. Dijo la profesora que ella falta porque “estuvo enferma”. Los de Coruña lo entenderán: su enfermedad se llama “Rus hasta las 8 de la mañana todos los sábados”. Claro que ella destrozada a media semana, y no puede hacer las cosas “porque el fin de semana me encontraba mal”. No digo que debería ir a examen ella por andar de resaca o estar cansada, sino que mi “enfermedad” me parece un motivo más justificable para faltar, y menos penalizable.
Hay otra chica que estuvo viniendo a clase pero que también tuvo que faltar durante unos días porque su padre se rompió una pierna. Ella es la única que puede coger el coche en casa (hermanos pequeños, madre sin carnet y el padre escayolado), así que es ella quien tiene que llevar y traer a su padre del hospital a casa y hacer los recados que sean. Ella también tiene que ir a examen. Otra compañera estuvo casi un mes sin venir a clase porque estaba de vacaciones en Argentina (sí, en marzo vacaciones). Ella no tiene que ir a examen, pese a interrumpir en cada exposición que se hace y no “creer” en lo que dice cuando comenta: “yo creo que... pues... a lo mejor, sí, no sé, ¿tú qué crees?”.

Por cosas como estas y por más hoy es uno de esos días en los que me siento despreciada y no tomada en cuenta. Me duele ver como cada día que bajo a comer a Aparejadores a los profesores y demás “adultos” que se quedan a comer la cafetería les da un menú especial y les ofrecen postre, a veces les juntan mesas, les sirven tipo restaurante (se les toma la comanda tipo restaurante: no se tienen que acercar a la barra a pedir ni ir al buffet) y los separan de los estudiantes con biombos, cuando yo tengo que conformarme con, como hoy, una hamburguesa completa que constaba de carne, una hoja de lechuga, dos aros (no rodajas) de cebolla y dos rodajas transparentes de tomate (sé que estaban ahí porque los vi, pero eran tan finas que ni sabían). Posiblemente tengan un acuerdo cafetería-profesores para que sea así, pero no puedo dejar de preguntarme por qué esa gente tiene que ser especial. ¿O es que por ser estudiantes somos como menos prestigiosos y más animales del campo y no merecemos ese trato?
Y otra cosa que me está llevando a unos cabreos importantes para la tontería que es son los contactos que tengo en Facebook solo para juegos. Últimamente estoy jugando bastante al Country Life, una de muchas granjas que hay. En ese juego necesitas mucho la ayuda de tus contactos para que te envíen cosas que no puedes comprar y que son necesarias. Agregué el otro día a bastante gente con el reclamo “envío regalos todos los días, y envío los que necesites”. Bueno, después de hacer una lista con lo que me pedía cada uno y enviárselo durante unos días, me di cuenta que de solamente un par de ellos me envían lo que yo les pido (lo menos que podrían hacer ya que yo me molesto en hacerlo), y uno de ellos es David. Creí que después de dejar los foros dejaría de encontrarme con gente estúpida, tan egoísta y con tanta cara, pero veo que no. Ahora voy a hacer una nueva lista: para borrarlos. Paso de volver a molestarme por una tontería así.
Por otro lado, el pie que tengo mal sigue mal, y últimamente está más hinchado y vuelve a supurar; ayer hasta me dolía. No se da curado, y como tenga que empezar a tomar antibióticos orales me va a dar algo.


Pero bueno. Llevo ya desde la hora de comer con Arch Enemy y Otep gritándome al oído (y porque no tengo más guardado en el iPod) y a ver si así me tranquilizo un poco y voy remontando a lo largo del día. Esta noche reabre el Heart Rock y ya soy bastante parada sin estar cabreada o triste como para irles con esta cara y dormirme a las 12 contra una esquina.
Y mañana bajo a casa, a despejarme un poco, espero. Tenemos el I Ciclo de cine con la UCV, y el sábado a ser si quedo con Silvia y salimos a dar una vuelta. Este fin de semana es lo único que me anima un poco ahora mismo.

Y sin más, tengo que irme a que me vuelvan a decir que el trabajo grupal que hicimos para Hispanoamericana está mal. Gracias por su atención.

4 de mayo de 2010

Nos devuelven el Heart Rock! - y Diario 29

Poco tiempo antes de llegar yo a Coruña abrieron un bar heavy nuevo en Coruña. Estaba delante de la estación de tren y estaba situado bajo el nivel de la acera: para entrar había unas escaleras tipo portal que bajaban desde la calle hasta el bar. Heart Rock se llamaba. A finales del curso pasado, creo recordar, lo cerraron.
Por lo que pude enterarme el dueño también tenía otro bar cerca, también subterráneo (creo que se comunican los dos por una puerta en la cocina, algo así). Un pub-after gay (el Glamour por si a alguien le suena) con cuarto oscuro. Parece ser que los cuartos oscuros están bastante prohibidos en España, así que cuando Sanidad hizo su primera inspección lo cerraron en el momento. Luego parece ser que volvió a abrir, aunque no estoy segura.
El Heart Rock tenía también como una especie de separación de lo que sería el bar normal, que poniéndole una puerta podría haber sido perfectamente un cuarto oscuro también, aunque solamente había mesas y sillas para sentarse. Luego también tenía separada la parte del billar y del futbolín (creo, nunca fui por esa parte xD), pero no llamaba tanto la atención. Era en general el local más oscuro que he conocido. Y con “oscuro” me refiero a falto de luz: cuando quedaba con alguien, ya intentaba llegar un poco tarde, y así, cuando bajaba, deslumbrada de la calle, solamente tenía que preguntar al primero que viese (y que seguro que no reconocía) si había visto por allí a la gente con la que había quedado, porque no veía un pimiento xD Y es cierto, aún recuerdo una vez que quedé con David y con unos amigos, y cuando llegué reconocí a uno por la coleta (y por ser el único con camisa de botones blanca) y a otros dos cuando estuve más cerca. Los saludé a todos sin darme cuenta de que David estaba al fondo de la mesa, mirando para mí como diciendo “y esta qué hace?”.
El caso es que creo que al dueño le cerraron el Glamour, y como los gays dan más beneficios que los heavys, nos cerraron el Heart Rock y volvieron a abrir en ese mismo sitio otro gay. Meses más tarde pasé por allí y habían cambiado el cartel por otro que ponía algo de “Sin Tapujos”, aunque duró apenas un par de meses.
Y ahora no sé quién está detrás, pero hace unos días me pasaron un evento del facebook anunciando la reapertura: Heart Rock II: La arepa letal. No sé si se llamará Heart Rock, o Arepa Letal, pero estará donde estaba en un principio el Glamour; al lado del primer Heart Rock, y a menos de tres minutos a pie de mi piso :D
Así que si es como supongo que será tendremos de nuevo un sitio donde empezar la noche, porque abre desde la tarde hasta medianoche, más o menos.


Y cambiando un poco de tema, hoy me pasé brevemente por el centro comercial de Cuatro Caminos, y mi sorpresa cuando veo que cerraron el Bershka de chicos (el más soso y a la vez masificado que he visto xD) para abrir un Claire’s en su lugar :D Entré por curiosidad a ver qué encontraba y mi grandísima sorpresa cuando me encuentro la botellita que no pude conseguir hace un mes, de la colección de Alicia en el País de las Maravillas. Tenían dos, y sin pensármelo mucho me cogí una. En el papelito de dentro pone “one upon a time” en vez de “drink me” como creía, pero me encanta igualmente. Y de paso le pregunté a la chica de la caja de qué material estaba hecha la cadena, y me dijo que era hipoalergénico. Gracias a Dios, porque con los metales tengo una alergia extraña, caprichosa y muy sensible, y solo faltaría que no me sirviese la cadena.
Lo de mi alergia es para hacer una entrada sola con ella xD Solo decir que tuve una zona en la cadera casi en carne viva por rozarme los cinturones de metal, durante una época también me destrozaron los botones de los pantalones (todos aquellos que tuvieran remache de metal), que no me puedo poner relojes porque la tapa de detrás hace que me arda a los pocos minutos toda la zona en la que está el reloj y que tras el concierto de Slipknot tuve los hombros llenos de granos que picaban a rabiar por tener la mochila de cadenas colgada. Así que solo faltaría sumarle el cuello (aunque ya lo tengo en una zona, del broche del collar de pinchos).

Photobucket



Por el resto estoy muy contenta porque ayer me pasó David la primera temporada de In treatment (43 capítulos) aunque me dijo que estaban los subtítulos por coordinar. No le hice caso, y cuando me puse a verla, aquello era un desastre. Así que me puse a verla sin subs. Y perfectamente. Mi primer capítulo sin subs!!
Acabo de bajar el nuevo a Big Bang Theory, y aún voy a esperar a que salgan los subtítulos. Con el terapeuta y sus trastornados puedo luchar, pero el Dr. Sheldon Cooper todavía me queda un poco lejos xD

Estoy empezando a preparar una entrada un poco más profunda, a ver en qué sale y cuándo sale. Hasta dentro de un par de días, espero :)