14 de diciembre de 2011

Diario 39

Me acabo de dar cuenta de que hace un tiempo que no escribo en el blog. La razón es bastante simple, la de cada, más o menos, tres o cuatro meses. Que se me han venido los exámenes encima y estoy agobiada.
Cuando me matriculé, los exámenes de diciembre que quise hacer estaban en la segunda semana, y por eso me confié. Durante noviembre vi que tenía todo el tiempo del mundo para prepararlos, pero cuando me di cuenta, la primera semana de diciembre en realidad eran solamente dos días. Una de las asignaturas a la que me quería presentar la profesora está de baja, tuve que buscar a la profesora que vaya a hacer el examen por ella, y entre eso y que acabamos de estar en (terroríficas, pesadísimas y bastante inútiles) elecciones a nuevo rector, no di quedado con ella a tiempo. Otra a junio, que es del segundo cuatrimestre.
El resto, no tuve ganas de estudiar en ningún momento. Cuando llega la temporada de exámenes y tengo que hacer ese esfuerzo de dejar lo que esté haciendo a un lado (en este caso, el proyecto de ganchillo de Navidad, 1000 veces más satisfactorio que la evolución fonética del latín al español actual) para meterme algunas tardes a estudiar, no soy capaz. Me desespero, recuerdo todas las razones por las que dejar la carrera, no se me ocurre ninguna para seguir, y me es imposible, en cuanto a fuerza de voluntad, coger los folios y ponerme a estudiar. Durante esa semana, las veces que lo conseguí no duré más de una hora sentada, la concentración también se va a cualquier otro lado.
Tampoco fui capaz de renunciar a los planes que había hecho para estas semanas, aunque me alejasen durante horas de mi habitación y los apuntes. El primero y más prescindible, el concierto de Moonspell. No hubo manera de conseguir acreditaciones para el concierto de verdad, así que me acerqué a la Fnac a un acústico que hicieron unas horas antes a sacarles unas fotos. Al no tener acreditación no estaba obligada a hacer crónica, pero una vez allí... no nos engañemos, escribir es lo mío. El acústico fue a las 8, David se fue a su casa a las 10, me puse con las fotos, me puse con el texto, y a las 00:30 estaba la crónica publicada.
Otro plan enoooorme y al que me mataba mi padre si renunciaba, era pasar en Santiago el sábado 10. No por el hecho de ir a Santiago, si no porque en junio conseguimos entradas para el Circo del Sol, y había que ir a verlos. Pobre mi hermano, que tuvo que madrugar para comprarlas antes de que se agotasen, tuvo que luchar para poder pagarlas, y las pedazo entradas que nos consiguió. Con la cosa del puente mi hermano estuvo durante la semana en casa, yo me quedé en Coruña intentando estudiar algo, y en vez de bajar el viernes (perderme Moonspell por lo tanto), ir el sábado a Santiago, volver a casa a dormir y volver a Coruña el domingo porque el lunes había clase, decidimos quedar directamente en Santiago. Mi padre llegaría antes o después de comer, mi hermano aparecería en algún momento del día, y yo decidí ir por la mañana para aprovechar y sacar fotos.
Sobre las fotos haré otra entrada, porque estoy escribiendo desde la Facultad y no puedo subirlas. Además de que quiero explayarme en ellas, o por lo menos no disfrazarlas con el resto del texto. Así que ya tengo próxima entrada preparada :)
Al final mi padre llegó para comer, e hicimos una pequeña ruta por los sitios que él conocía. Tras encontrar un par de ellos cerrados, fuimos a un tercer que, si no me llega a decir que ahí dentro se come bien, no entraría. Un sitio raro, pequeño, como el bajo de una casa con diferentes habitaciones, algo oscuro... pero ay la comida. Tenían poca variedad pero bien hecha, aunque cuando vi lo de “chuletas de cordero” hubiera dado igual el resto de la carta. Me puse como una cerda. Y me está entrando hambre solo de pensarlo.
Tras comer fuimos tirando para el Multiusos, donde se haría el Circo del Sol. Cuando llegamos ya estaba lleno de gente (cerca de media hora antes de que empezase), y se me hizo raro el contraste que hacían los padres con los niños, las madres pijas, toda la gente tan bien vestida, los niños con camisetas de cuadros y chalecos de punto con el cuello en pico, respecto a la última veque estuve en el Multiusos. Fue en el 2009, para el concierto de Slipknot.
Podría decir mil maravillas del Circo del Sol, pero no valdrían de nada. Hay que verlo para poder apreciarlo de verdad, para sentir bien todo lo precioso, perfecto y mágico que es. Es complicado, por sus giras y también por el precio de las entradas, pero es algo que debería ser obligatorio ver.
Intenté buscar vídeos en Youtube, pero ninguno acaba de reflejar perfectamente cómo es. Aún así, hay uno de los momentos que me parecieron más bonitos, y que no llega a reflejar esa sensación de caos organizado (hay mucha gente en el escenario, cada uno parece que hace una cosa distinta, pero están perfectamente coordinados), pero te hace una idea.



Pero no solamente de acróbatas viven, porque además de tener toda la música y efectos de sonido en vivo, los payasos son... no puedo decir lo mejor por lo que se acaba de ver en el vídeo de arriba, pero los payasos son geniales. Cómo con un gesto pueden hacerte llorar de risa (que le pasó a mi padre), cómo controlan el lenguaje corporal, y sobre todo el humor. Entre tonto e inteligente, como tienen que ser los buenos payasos.
Al acabar estuvimos aplaudiendo como 10 minutos seguidos, y seguiríamos. Todo era poco, semejante espectáculo. Es que es algo que hay que ver xD

Y sin más, dejo pendientes las fotos y mis aventuras para hacerlas para otro día. Esta tarde tengo el último examen, y me pondré a tejer así como pueda, a ver si pronto acabo con lo de Navidad y puedo por fin poner fotos serias de él. No sé si será por cosa de los exámenes, pero tengo hasta ganas de hacerme una sesión de autorretratos con las bufandas, y aprovechar las fotos para subirlas al Facebook y buscar un mecenas de lana xD De esto también hablaré cuando toque. Ahora tengo que centrarme en el examen, no como ayer mientras estudiaba, que solamente pensaba en lana xD

1 comentario:

La Petite Poupée dijo...

Anda, que entre tus pensamientos en lana y nuestros diálogos de literatura, música, modernos y demás... Estás estudiando una mierda, hermosa xDDD

Besazos^^