22 de febrero de 2013

Nos vamos a Viveiro!

El Resurrection este año empezó confirmando cosas muy gordas. Lo primero, fueron las fechas: 1,2 y 3 de agosto en Viveiro, como todos los años. Luego vinieron los grupos. Como cosas gordas, Bad Religion y Trivium. Trivium :D
La cosa pintaba muy bien, pero ir a un festival tres días por un solo grupo grande no me acababa de convencer. Se enfriaron un poco mis intenciones de ir cuando Silvia me dijo que se casaba el 3 de agosto, por lo que tendría que hacer muchos malabares para poder ir esa noche al festival... si no me ponían a Trivium esa noche. Si lo ponían para el 3, ya no me valía la pena ir.
Pero entonces surgieron rumores. Se decía que iban a traer a Lamb of God, que había cosas muy grandes que todavía no habían dicho... y la organización no calmaba los ánimos, colgando vídeos de Lamb of God en su cuenta de Facebook y así. A Gerardo le encanta Lamb of God, por si aún no lo había dicho; 24 horas antes de hasta ahora el último anuncio de confirmaciones estuvo tocando el bajo delante de la cam, y entre las canciones que tocó, estaba una de Lamb of God.
Ayer a las 6 de la tarde, como habían prometido y puntuales, lanzaron un vídeo anunciando más grupos para el festival. Y aún no están todos, queda por lo menos otra tanda de grupos por decirnos:



Recordemos que el Resurrection no es un festival de metal, sino de harcore. El primer nombre que aparece en el vídeo, Killswitch Engage, no tiene mucho de harcore. Es metal con voces melódicas y rasgadas. Que puede tener sus puntos en común con el hardcore (voces rasgadas, melodías más o menos pegadizas) pero la base musical es metal-metal:



El siguiente nombre que aparece en el vídeo es D.R.I., de quiénes no había escuchado hablar. Y de sorpresa, se escucha que son puramente Thrash. Ni harcore ni nada. Puro thrash. Y de la vieja escuela además.



Los siguientes son Comeback Kid, a quiénes no escuchaba desde la RockZone, y apenas recordaba. Ya no es tanto metal, si no un sonido que esperaría más en el Resurrection:



Les siguen Millencollin, otros que se podrían esperar en el Resurrection, aunque por lo que estoy escuchando son un poco más poperos de lo que recordaba. Igualmente, le pega al Resurrection y a su público habitual:



Pero nah, si ya están nombrando grupos más típicos, después de poner el metal al principio del vídeo, es que no hay nada que me interese mucho en el resto de las confirmaciones. Jaja. No. Siguientes: LAMB OF GOD. Pongo Laid to rest, la que estuvo tocando Gerardo ante la cam.



Y aunque parece que el vídeo se acaba, en la barra de abajo vemos que va apenas por la mitad. ¿Por qué? PORQUE TOCA ESCUCHAR RAINING BLOOD. SLAYER SE VIENEN AL RESURRECTION. Los Reyes del metal extremo, del thrash metal, vuelven a España, vuelven a Galicia, y se vienen al Resurrection!
Qué voy a decir de Slayer que no se sepa ya. ¿Quién no reconoce esa intro de Raining Blood?




Aunque están anunciados de diferente manera, yo ya tengo mis tres cabezas de cartel: Slayer, Lamb of God y Trivium. Además, tengo muchísimas ganas de ver a Killswitch Engage, Toundra, y más grupos “pequeños” que ya tienen confirmados. Tres cabezas de cartel, tres noches. Aunque por la boda tenga que perderme una de ellas, no me quiero perder el resto.
Empecé a darle vueltas a la cabeza. Vamos a ir. Gerardo ya decía que quería ir, y yo también. Las entradas estaban de oferta (y lo estarán hasta la mitad de esta tarde). ¿Por qué retrasarlo? Si se chafan los planes, puedo intentar revenderlas al precio que me costaron cuando las oficiales estén más caras. Pero no se van a chafar porque aunque no pueda ir una noche, a las otras dos sí.
Y compramos las entradas. Ahora amigos suyos y amigos míos tienen que apuntarse también, querer venir y así, pero nosotros vamos fijo.
No sé qué me hace más ilusión. Ver a esta gente en directo, o verlos acompañada de él. Estar compañada de él en el camping durante los tres días. Vivir con él conciertos más pequeños, por la tarde. Despertar en la tienda de campaña los dos, con dolor de espalda y las cervicales paralizadas. Sobrevivir con él a los pogos, al posible calor, al polvo; o a la lluvia y el barro (es agosto, pero es Galicia, y dentro de Galicia, el norte de todo).

Nos vamos a Viveiro. Cómo llegaremos, ya lo pensaremos cuando se acerquen las fechas. Mientras, se me ha ocurrido que para este festival va a ser útil llevar, por si acaso, un pequeño botiquín casero: tiritas, gasas, betadine, máscaras, pastillas para la alergia, aguja de lana y tanza para coser heridas :) (nah, esto último no)
Y un paraguas. PORQUE VAN A LLOVER HOSTIAS.

Walk with me in hell

1 comentario:

La Petite Poupée dijo...

PEDAZO CARTEL :D

Una vez dicho esto, ya repasaremos ese botiquín :P

¡Besos!