24 de junio de 2013

Empieza el verano

Quedan menos de dos semanas para que se dé el pistoletazo de salida a mi verano: Hobbycon. Con la llegada de julio llegan todos los planes, consecutivos, hasta mediados de agosto. Por lo menos, esos son los que tengo hasta ahora, no se descarta que surjan cosas durante agosto y hasta septiembre. Aunque a esas alturas posiblemente me esté dedicando a matricularme en másters, buscando piso y la manera de hacer la mudanza. Pero eso ya lo veremos con tiempo.

Dentro de menos de dos semanas empieza Hobbycon. Cuatro días de salón en Coruña en los que voy a participar de sol a sol; no con mesa con amigurumis... pero casi. Hasta que salga el programa definitivo no voy a decir nada, pero está ya cerrado qué voy a hacer y en qué voy a participar.
Hobbycon es del 4 al 7 de julio. De ahí, tengo una semana de vacaciones. Y luego tengo que volver a Coruña durante una semana a hacer un curso de ELE en mi Facultad. De lunes a viernes, una semanita justa. No sé si dará para mucho, pero como primer contacto con la enseñanza de ELE puede estar bien.
Y tendré que bajar corriendo a casa, porque empieza el mercado medieval. De nuevo, volveré a estar con mi puesto y mis amigurumis durante los tres días de mercado, del 19 al 21. Desde la mañana hasta que el cuerpo aguante. Este año el mercado será diferente, porque la organización del pueblo se limita a contratar a la empresa, más o menos, y todo lo va a dirigir la empresa. Las condiciones de la empresa y más cosas que vayamos a concretar (creo que también situación en la plaza) las trataremos en una reunión este próximo miércoles. Espero que la empresa no sea muy quisquillosa en tonterías (como me dicen que suelen ser) porque me la va a sudar todo y paso de tener a gente comiéndome la oreja durante todo el fin de semana.
Luego, otra semanita libre, que probablemente aproveche mi padre y mi hermano para irnos unos días por ahí. De momento lo que hablamos estaba todo muy en el aire, en plan ¿nos vamos o nos vamos?, pero no llegamos a concretar mucho. Sé que esos días fuera de casa mi padre los agradece, y el cambio de aires nos viene bien a todos, pero de momento no hay nada planificado.
Pase lo que pase, el 27 tengo que estar en Coruña, que llega Gerardo! Después de llevar desde abril sin vernos, se viene 15 días a disfrutar del norte y del frío en agosto. También tenemos que concretar esto, pero imagino que la primera semana la pasaremos en Coruña-Santiago, conociendo las ciudades y desquitándonos por todo este tiempo separados. Del 1 al 3 estaremos en el Resurrection, intentando sobrevivir entre metal, golpes, pogos y tiendas de campaña. Nos espera algo muy gordo en Viveiro: Lamb of God, Trivium, Slayer, Vita Imana, Display of Power... son los que conocemos. Nos quedan muchos grupos por conocer en directo, y sobre todo, por vivir en directo.
Tras el Resurrection, mi idea era venirnos a Costa da Morte y enseñarle un poquito la zona en la que vivo. Tendríamos poco más de una semana para conocerla, además de hacer otras cosas. Un día quiero ir a comer al monte con él, una noche quiero ir a ver estrellas a un sitio bueno para verlas, otro día tenemos que ir a alguna playa de estas que están vacías, como Rostro, etc. Pero no sé si se nos acaban de truncar un poco los planes. Parece ser que el Brincadeira finalmente se va a hacer, y aunque él se va el domingo 11 (el último día del festival), a ver cómo se montan el cartel y dónde se hace el festival y a lo mejor nos apunto. A ver si dos festivales en dos fines de semana consecutivos no es muy hardcore, aunque la mayor parte del Brincadeira sea bastante light.
Hasta ahí llegan mis planes. Del 4 de julio al 11 de agosto. Estoy pensando en la posibilidad de coger el mismo avión que Gerardo y pasar otra semana en Castellón. Suena bien en un principio, pero luego piensas: “del 11 al 15-16 de agosto en Castellón... en el Levante... no dormir de calor, no vivir de calor...” y agradeces Galicia.
Para entonces tendré mis notas, mi título (vive Dios que me dan el título) y estaré buscando máster. Llevo unas semanas dudando en si hacer el máster de educación secundaria o ir a por uno de ELE, pero viendo que se hace en pocos sitios, que la matrícula cuesta más que las matrículas de todos los cursos de carrera... seguramente acabaré por decidirme por el de la ESO. Y para no pasar otro curso sin hacer nada, para no tener opción a quedarme fuera, aunque no sea en Galicia ni en Castellón, buscaré en todas las universidades que pueda. Total, tengo que hacer una mudanza grande y tengo que salir de casa igualmente. No es mi primera opción, pero otro año sin estudiar en serio no quiero estar.

Los planes y las fechas están delimitadas. Qué se hará en cada momento, aún está un poquito en el aire. Y es posible que todo esto esté acompañado de un pequeño trabajo de verano que es posible que me haya salido. Está todavía más en el aire que el resto de cosas, pero es posible que me necesiten para dar clases de refuerzo de inglés durante “verano”. No sé todavía ni cuántas horas a la semana, ni si me van a pagar algo (algo parece que sí, pero poco, imagino), ni si me va a permitir seguir con todos los planes que acabo de decir. Tal y como están las cosas sé que soy odiable por poner el Resurrection antes que un trabajo, aunque sea pequeño, pero es que el trabajo realmente no lo necesito (ni lo he buscado, me han venido buscando a mí) y sí necesito ese tiempo de Gerardo, música y desconexión.
Por fin parece que tendré cosas que contar por aquí. Por fin parece que esto empieza a animarse.

No hay comentarios: